La defensa de Puerto Argentino

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.This theme is Bloggerized by Lasantha Bandara - Premiumbloggertemplates.com.

2 de Abril

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.This theme is Bloggerized by Lasantha Bandara - Premiumbloggertemplates.com.

Infantería de Marina ARA

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.This theme is Bloggerized by Lasantha Bandara - Premiumbloggertemplates.com.

Ejército Argentino

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.This theme is Bloggerized by Lasantha Bandara - Premiumbloggertemplates.com.

Royal Navy

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.This theme is Bloggerized by Lasantha Bandara - Premiumbloggertemplates.com.

miércoles, 31 de diciembre de 2014

Armas de infantería de la Guerra

ARMAS DE LA GUERRA MALVINAS
A pesar de la modernidad de los dos países, el conflicto de las Malvinas contenía una gran cantidad de combates convencional.
Por Martin Morgan - American Rifle

Fotos cortesía de Después de la batalla

En 1982, las tropas argentinas ocuparon un grupo de islas conocidas como las Islas Malvinas, pero para los británicos las islas eran las Falklands. El resultado fue una guerra terrestre que enfrentó a tropas equipadas con armas pequeñas notablemente similares unas contra otros.


La mayoría de personas con vida en 1982 lo recuerdan muy bien. Fue el caso de que nos envió a todos a los atlas de mirar arriba la ubicación de las Islas Malvinas. Fue el caso que enfrentó a primera ministra británica Margaret Thatcher contra el dictador argentino Leopoldo Galtieri. Se activó al competir reclamaciones territoriales a las islas remotas en el Atlántico Sur, el breve pero intenso conflicto sigue siendo un ejemplo impresionante de guerra aérea y naval moderna. Pero a pesar de toda su modernidad, el conflicto de las Malvinas / Falklands giró en torno a un montón de la guerra terrestre convencional. Mientras jets Mirage y Harrier cruzaban el cielo arriba, las tropas británicas y argentinas lucharon unos contra otros con fusiles y ametralladoras en el terreno.

Durante las horas previas al amanecer del 2 de abril de 1982, Argentina puso en marcha la Operación ROSARIO-la invasión de las Islas Malvinas. En Arroyo Mullet al sur de Port Stanley, 94 hombres fuertemente armados de la Agrupación de Comando Anfibio desembarcados por balsas de goma en 0430 y se trasladaron hacia Stanley, una la población de 1800 almas. Luego, a las 0540, el segundo Batallón de Marina comenzó a desembarcar en la Bahía Yorke al norte del aeropuerto en 20 LVTP-7 Amtracs de fabricación estadounidense. A medida que casi 1.000 argentinos entre comandos, infantes de marina y soldados desembarcaron en Stanley, se pusieron en contacto con los defensores de la ciudad: 68 Royal Marines de la Partida Naval 8901. Con una fuerza enemiga numéricamente superior acercándose, los defensores se retiraron a las posiciones alrededor de la Casa de Gobierno en 0715 y se dispuso a hacer una última batalla.

El Cpl. George Gill de los Royal Marines estaba mirando a través de la mira de su rifle de francotirador, cuando las tropas argentinas salieron de detrás de la cubierta cerca de su posición. Apretó el gatillo de su L42A1 Enfield y se sacudió a medida que una bala de 7,62 mm salía despedida. Uno de los mejores rifles de francotirador jamás hechos, con una precisión mortal de las 10 libras del L42A1 sirvieron la tarea con eficacia. "Tuve un par de ellos en la mira y me aseguré de que fueron dejados fuera de juego", Gill recordó. Durante las siguientes dos horas, la británica mantuvieron su terreno, pero entonces los argentinos acudieron a los Amtracs en busca de apoyo. En ese momento, los comandos argentinos entraron rápidamente en el complejo de edificios de varias direcciones en un asalto final que colmó de la Partida Naval 8901 de los Royal Marines .

El Sargento Manuel Batista estaba particularmente bien armado para este tipo de combate de aproximación cercana: Llevaba cuatro granadas de fragmentación de mano, un hechas en Argentina, una pistola Browning Hi-Power de 9 mm y una ametralladora L34A1 Sterling con supresor. Le dio una patada en la puerta de la primera dependencia volvió en sí, rápidamente tomó a varios prisioneros y luego los trasladó para capturar a un grupo de infantes de marina reales alrededor del exterior de la Casa de Gobierno. Batista luego trasladaría a sus prisioneros a la zona de aparcamiento en frente de cuartos de servicio, donde fueron desarmados y palpados. Otro grupo de Royal Marines fueron manejados de manera similar frente a la Oficina de Cable y Telecomunicaciones de la isla después de rendirse.

Con la caída de Stanley el 2 de abril y la isla de Georgia del Sur al día siguiente, parecía que Argentina finalmente había cimentado su tan disputada reivindicaciones territoriales de las islas del Atlántico Sur. Mientras el mundo se preguntaba cómo reaccionaría Inglaterra, las imágenes de de Royal Marines desarmados boca abajo en la calle llenó a Margaret Thatcher de resolución. Ese mismo día, se dirigió al Parlamento sobre la "agresión no provocada" de Argentina contra el territorio de soberanía británica. El presidente del Gobierno concluyó su discurso con estas palabras: "Es el objetivo del gobierno para ver que las islas están libres de la ocupación y se devuelven a la administración británica a la mayor brevedad posible". Casi inmediatamente, Inglaterra comenzó a ensamblar una fuerza naval para conducir Operación CORPORATE: la contra-invasión de las Islas Malvinas.



En previsión de sólo una respuesta tal, los argentinos comenzaron a inundar Islas Malvinas con miles de refuerzos. De día y de noche, C-130 voló en el aeropuerto de Stanley entrega de aviones cargados de tropas frescas-tropas que llevaron a una interesante variedad de armas pequeñas. La principal de ellas era venerable Fusil Automatique Léger de Fabrique Nationale (Light Automatic Rifle). Argentina adoptó el FAL a finales de 1950 con la compra directa de fusiles producidos en FN en Herstal, Bélgica. Luego, en 1960, la Dirección General de Fabricaciones Militares (la Dirección General de Fabricaciones Militares, o "DGFM") comenzaron la producción nacional del FAL en la Fábrica Militar de Armas Portátiles de propiedad estatal (Militar Small Arms Factory, o "FMAP") fábrica Domingo Matheu en Rosario. La DGFM produjo el FAL en cuatro modelos: el FAL FM estándar (Fusil Automatico Liviano o Luz fusil automático) Modelo 50-00; la culata plegable FM FAL Modelo 50-61; el modelo Paracaidista Modelo 50-63 de cañón corto; y el Modelo 50-41, conocido como el FAP (Fusil Automatico Pesado). Además de su DGFM FAL, batallones argentinos también estaban armados con la legendaria ametralladora de propósito general Mitrailleuse d'Appui Generale de FN (MAG) de 7,62 mm.

Aunque estas armas estaban presentes por las miles de personas en las calles de Stanley durante abril de 1982, tropas argentinas también realizan otras armas de fuego militares fabricados en el país. Junto con sus ametralladoras MAG, algunas unidades argentinas se siguen utilizando la pistola ALAM-1 máquina en las Malvinas / Falklands. Camarizadas en el cartucho 7.65x51 mm, la ALAM-1 era copia de la DGFM de la ametralladora refrigerada por aire de EE.UU. M1919A4. También había dos diferentes metralletas operadas por retroceso de la DGFM en el calibre 9 mm: la más moderna FMK-3 y el PAM-II (Pistola Ametralladora) -una copia de la M3A1 "Grease Gun." de los EE.UU.

La mayoría de los oficiales argentinos llevaron el arma estándar en cuestión general en 1982 la versión de la DGFM de la pistola High-Power, pero algunos todavía llevaban más viejas y más poderosas. Entre 1927 y 1966, la fábrica de Domingo Matheu de la DGFM produjo el Sistema Colt Cal. 11.25 mm Modelo 1927-una copia con licencia de la pistola M1911A1. Muchos oficiales argentinos prefieren la potencia extra del .45 ACP Sistema 1927 sobre la 9 mm Luger. También había unas armas de fabricación extranjera entre las diversas unidades argentinas en las Malvinas. Pistolas ametralladoras de fabricación británica Sterling L2A3, subametralladoras UZI FN de fabricación belga e incluso fusiles Beretta BM-59E de fabricación italiana estaban en manos de las fuerzas de recuperación muy bien armadas.

A través de las restantes semanas de abril, unidades argentinas se trasladaron a las colinas escarpadas que rodean Puerto Argentino y empezaron a prepararse para una campaña defensiva en el suelo. Ellos plantaron minas terrestres antipersonal por los miles y se las enterró, la creación de posiciones de combate en medio de las rocas azotadas por el viento. Pero las fuerzas terrestres convencionales tendrían que esperar fuera un siete semanas a cuenta de la escalada de la guerra aérea y naval. El 1 de mayo, las operaciones de combate británicas en las Malvinas comenzaron cuando aviones de la Real Fuerza Aérea y la Marina Real  llevaron a cabo los primeros ataques aéreos contra posiciones argentinas en todo el aeropuerto de Stanley. Como las guerras navales y aéreas desplegadas con cada día que pasa, los británicos realizó una audaz incursión en el campo de aviación en Pebble Island en la noche del 14 a 15 mayo. En la redada, los 45 hombres del Escuadrón D, Servicio Aéreo Especial se infiltraron usando dos helicópteros Sea King y procedieron a destruir 11 aviones argentinos en el suelo. Además de morteros y cohetes, el SAS libraron la batalla usando rifles de fabricación estadounidense M16 equipados con lanzagranadas de 40 mm M203.

martes, 30 de diciembre de 2014

Los hijos de puta de Top Gear emitieron su programa sobre Patagonia

Finalmente la BBC transmitió el programa Top Gear que se burló de la guerra de Malvinas
La producción inglesa había viajado por el sur del país en un Porsche que llevaba como patente la sigla "H982 FKL"; anoche se emitieron las imágenes
La Nación


Finalmente, la cadena BBC transmitió la segunda parte de su popular programa Top Gear, que hace tres meses generó tensiones en el sur de nuestro país por la alusión a la guerra de Malvinas que hacían las patentes de los autos en que viajaban el conductor y su equipo.



Durante los últimos 15 minutos de la emisión, el programa mostró imágenes grabadas desde el interior de los autos que fueron agredidos por vecinos de la localidad fueguina de Tolhuin. La polémica se generó luego de que el equipo de producción, liderado por Jeremy Clarkson, viajara a la Patagonia para filmar un especial de autos, uno de los cuales, un Porsche, llevaba como patente la sigla "H982 FKL", interpretada como "Malvinas", más el año de la guerra: 1982.

Más burlas

Pero también las patentes de otros dos vehículos, un Lotus y un Mustang, tenían cifras muy similares a la cantidad de soldados muertos durante el conflicto bélico (tanto argentinos como ingleses), lo que llevó en su momento al municipio de Ushuaia a prohibir el rodaje del programa en espacios públicos de la ciudad.

La decisión de la BBC de emitir el ciclo fue tomada a pesar de un pedido formal de la embajadora argentina en el Reino Unido, Alicia Castro, quien se quejó por escrito a las autoridades de la cadena y pidió una disculpa pública.

Castro le escribió una misiva a la directiva de la BBC Rona Fairhead en la que expresó su "disconformidad" con la respuesta del director de Televisión de la BBC, Danny Cohen, a una queja inicial "por la conducta ofensiva y las falsas afirmaciones hechas por Jeremy Clarkson durante el rodaje del programa Top Gear en Argentina y posteriormente en diarios británicos".

domingo, 28 de diciembre de 2014

Trincheras y fortificaciones argentinas (parte 1)

Posiciones y refugios argentinos en la guerra de Malvinas
Taringa





En la guerra de Malvinas las tropas argentinas fabricaron una variada gama de refugios de todo tipo, con el empleo de todo tipo de materiales que pudieran tener a mano, turba, rocas, chapa para los techos, cajones de munición, también los tambores de combustible eran rellenados con la turba y luego eran semienterrados, un gran problema fue el agua que emergía de las excavaciones, en algunas tuvieron que hacer canales para desviar el agua, para ello se usaron palet o rejillas para que el soldado no esté en contacto directo con la humedad y el agua escurra hacia una zanja o pozo interno más profundo para que se lo pueda desagotar a mano o con una manguera. Durante el transcurso del conflicto las posiciones, trincheras, refugios o pozos de zorro fueron variando la manera de prepararlas, mejorándolas de acuerdo a la experiencia y utilizando el ingenio. Algunas posiciones eran escavadas en la roca con la utilización de explosivos. Bolsas rellenas de tierra tambien fueron utilizadas para una mejor fortificación..

Del libro Volveremos, del Capitán Jorge Farinella.Regimiento de infantería 4

Desde Monte Caseros habíamos llevado 1.000 bolsas para usar en las posiciones y la mayoría había quedado en el Wall. Los camaradas de la Fuerza Aérea nos apoyaron con unas 500; 50 a 100 más, el Cap. Romano de la Policía Militar. Ante la dificultad de ejecutar buenas posiciones en ese suelo rocoso y húmedo había que suplirlo en parte, con bolsas llenas de tierra. De modo que decidida la tarea esa noche, aprovechando la oscuridad,bajo la fresca lluvia comenzamos a trabajar. Ocuparíamos la posición nosotros dos y un soldado. Disponíamos de una sola pala y de seis manos. Al pie de una roca inclinada y contra ella hicimos un pozo de unos 2 metros de largo por 60 cm de ancho y 1,50 metros de profundidad. Su ubicación nos cubría perfectamente del fuego de la artillería naval que provenía desde nuestra izquierda, pero ninguna protección a nuestro frente. Mientras uno cavaba los otros dos llenábamos con las manos las bolsas con tierra. Debíamos hacer una pared capaz de resistir el impacto de un proyectil de cañón, si no, no nos servía.

Esa mañana me dirigí a Puerto Argentino en busca de algunas coheteras“caseras” y de unas ametralladoras pertenecientes a aviones derribados. A las ametralladoras se les colocaba como disparador el pulsador de un timbre,ya que estas se disparaban electrónicamente por medio de un émbolo,en su empleo normal.
Del libro Volveremos, del Capitán Jorge Farinella.

Como a la caprichosa naturaleza se le había ocurrido hacer esta cueva en un borde de la cresta y éste justamente era el que enfrentaba al enemigo, hacía de paragolpes de los disparos de la artillería adversaria.
Del libro Volveremos, del Capitán Jorge Farinella.

Posiciones y refugios argentinos en la guerra de Malvinas


Foto: posición argentina frente al mar.


Foto: Refugio argentino siendo camuflado


Foto: Posición de los infantes del BIM-5 en Tumbledown


Foto: posición de apuntador de la ametralladora MAG

pozos de zorro

Foto: posiciones argentinas camufladas y techo de chapa.

Posiciones y refugios argentinos en la guerra de Malvinas


Foto: Un soldado argentino en un Pozo de Zorro, desde estos lugares dieron batalla al enemigo. hoy esta foto se encuentra en un museo británico.


Foto: Soldados del Rimec 3 en sus posiciones de tiro, fueron camufladas con turba cortada en grandes trozos.


Foto: Wireless Ridge, una posición argentina de roca, hoy todavia esta casi intacto, sigue observando hacia el monte dos Hermanas, testigo de encarnizados combates.


Foto: Lo que parece ser una posición argentina en Pradera del ganso, esta elaborada posición fue fabricada de turba cortada en trozos, impactada por alguna arma enemiga, nos deja ver algo de su interior, estructura y como estaban construidas, lugar desde donde los ingleses recibían fuego de varias direcciones y que tanto les consto tomar.


Foto: Posición argentina de roca, que todavia se encuatra intacta 30 años despues.


Foto: inpresionante posición argentina de rocas, un lugar que cualquiera de nuestros enemigos debieron temer.


Foto: Posición argentina de rocas, se logra ver tiradores de MAG en su interior, esta posición ofrecía una gran cobertura sobre el avance enemigo ya que podía tener control visual de una gran extensión.


Foto: posición de roca donde se encuentra un apuntador de MAG.


Foto: impresionante refugio de rocas con las utilización de bolsas rellenas de turba y plasticos.


Foto: Dos soldados dentro de una trinchera camuflada con turba y con un techo de chapa, el soldado apunta con su lanzacohetes instalaza.


Foto: La enorme posición argentina hecha con rocas, con los orificios de donde apuntaban y disparaban contra el enemigo.


Foto: Cualquier material servia para preparar las posiciones.


Foto: Un pozo de zorro sin terminar.


Foto: Una posición argentina de la poderosa ametralladora antiaérea M2 Browning Calibre .50, claramente esta arma será utilizada contra objetivos terrestres, grandes cantidades de turba fueron puestos a su alrededor.


Foto: Oficiales y soldados argentinos junto un grupo de posiciones defensivas hechas de turba que fue rebanada en trozos.


Foto: un refugio argentino en la roca cerca del Monte Longdon, donde sucederian encanizados combates.


Foto: miembros de la sanidad argentina junto a un refugio reforzado con turba y madera.


Foto: Un soldado argentino observa desde el interior de su posición defensiva.


Foto: soldados argentinos dentro de su posición de tiro.


Foto: una posiciónes del rimec3, un soldado junto a un cañón sin retroceso 106mm, camuflado debajo de un techo de chapa y turba. Las armas tambien tenian que ser protegidas de las inclemencias del tiempo y de la lluvia.


Foto: Otro enorme refugio argentino camuflado, tal vez es un puesto de comando, se logra ver la entrada a la izquierda.


Foto: Posiciones argentinas de tiro en Monte Longdon, todavia estan en el lugar..se logra ver un techo de chapa.


Foto: refugio argentino fabricado con cajones de munición de 105mm y enormes trozos turba, seguramnte sirvio de refugio a los artilleros, se logra ver un obús 105mm detras..


Foto: un radio operador del BIM5 en la puerta de uno de sus refugios.


Foto: una imagen que nos muestra claramente como eran estos refugios por dentro.



Foto: las posiciones de las secciones de artilleros argentinos, con cantidades enormes de turba puesta en forma escalonada, para evitar los riesgos de ser alcanzado por las equirlas de la contra bateria.


sábado, 27 de diciembre de 2014

Tumbledown: Observatorio de la IMARA

Observatorio de Artillería del BIM 5

Por dentro el Observatorio de Artillería construido por los CKIA de la Armada para el BIAC de la Artillería del BIM 5
A la Derecha el mismo lugar por fuera en la pared Norte de Tumbledown, con nuestra Bandera tal como debe ser...

Fuente: Sapucay de Malvinas

viernes, 26 de diciembre de 2014

Operación Condor

 
"El avión esta tomado, ponga rumbo uno-cero-cinco”, dijo Dardo Cabo, un joven de 25 años, al comandante del Douglas DC-4. El piloto obedeció y desvió la nave, con 35 pasajeros a bordo, rumbo a las Islas Malvinas. El 28 de septiembre de 1966 dieciocho muchachos peronistas desviaron un avión de pasajeros en pleno vuelo, aterrizaron en Malvinas e hicieron flamear la bandera argentina en el territorio usurpado. 

 


Antecedente : El vuelo de Miguel Fitzgerald en 1964 
 
Memorias de un aviador solitario y su aventura en las islas Malvinas 

Miguel FitzGerald fue el primer argentino en volar a las islas y plantar la Bandera nacional. Lo hizo en 1964, piloteando un Cessna, el día de su cumpleaños. Dejó una proclama y regresó. 

Miguel FitzGerald había hecho dos años antes otra hazaña, un vuelo a Nueva York sin escalas. 

Por Sandra Russo, septiembre 2006 

En la casa de Miguel FitzGerald hay mucho movimiento, porque le festejan sus 80 años. Y él, hijo de padre y de madre irlandeses, acomoda su cuerpo alto y flaco en un sillón del living para relatar la hazaña de su vida. Es su propio festejo. Quizá Miguel no lo sabe. Al menos por la forma en que lo cuenta, pareciera que aterrizar en las islas Malvinas en l964, difundir una proclama y plantar una bandera argentina en ese suelo fue una ocurrencia que tuvo. Va desgranando paso a paso esa historia tan familiarizada con él, que una primera impresión puede hacerle a uno pensar que Miguel no le da demasiada importancia, que hizo algo que creía que debía hacerse, y ya. Pero Miguel llevó a cabo, hace 42 años, un sueño que tuvo, y su Cessna quedó estampado en ese año que lo tuvo por protagonista. 

Ser piloto civil, dice, es una vocación. "Ya a los seis años tenía esa chifladura", sintetiza. A los 16 voló planeadores y a los 20 aviones con motor. Trabajó en Aerolíneas, hizo fotografía aérea, taxi aéreo, remolque de carteles. El aclara: "Menos fumigación y contrabando, hice de todo". 

Ese año, 1964, Malvinas estaba en la agenda de la ONU. No por iniciativa del gobierno argentino, sino por decisión de la Asamblea, se iba a tratar el tema de las colonias en América. Y en los hangares del país, en las charlas entre pilotos, aparecía y reaparecía un sueño: mandarse, plantar bandera. 

Miguel decidió que lo haría. Un amigo suyo trabajaba en La Razón y averiguó si al diario le interesaba la cobertura. A Miguel a su vez le interesaba la difusión, porque podía ser sancionado por la Fuerza Aérea con una suspensión severa. El viejo Félix Laiño (editor del diario de los Peralta Ramos) no se interesó para nada. Pero acababa de salir otro diario, Crónica, y a su joven director se le subió ese viaje a la cabeza. "Me ofreció el avión, la nafta, los gastos, si viajaba conmigo un fotógrafo del diario. Pero ese viaje era mío. Yo solamente quería que me hicieran una nota cuando volviera, para cubrirme." 

El Cessna se lo prestó finalmente Siro Comi, el presidente del Aeroclub de Monte Grande, que era representante de esa marca de aviones. Fue redactada la proclama que reivindicaba a las islas como argentinas, y Miguel partió rumbo a Río Gallegos, hacia su hazaña personal. Era el 8 de septiembre de 1964 y ese mismo día él cumplía 38 años. 

Quince minutos 

"Cuando uno está volando y está haciendo algo arriesgado, no piensa en nada más que en eso. Está concentrado en lo que está haciendo. Yo soy así, muy cerebral", dice Miguel, como si haber hecho lo que él hizo no exigiera al menos un impulso fenomenal. En Río Gallegos, su pista de despegue fue la del Aeroclub, que no tenía torre de control monitoreada por la Fuerza Aérea. Y se mandó. Y cuando lo cuenta vuelve atrás. 

"Yo salgo de Gallegos, vuelo mar adentro, a las tres horas y quince minutos veo el archipiélago. Desde arriba se ve un rectángulo como de cien islas e islotes. Voy diciendo ‘operación normal’, y en Gallegos hay gente que entiende lo que digo. Cuando sobrevuelo el archipiélago, una capa muy densa de nubes me impide ver. No puedo zambullirme entre las nubes, porque en alguna parte de ese rectángulo hay un cerro de seiscientos metros de altura. Espero un claro. Lo veo. Y me lanzó hacia debajo de la capa de nubes, identifico Puerto Stanley, busco la pista de cuadreras, y aterrizo. Me bajo del avión, saco la Bandera y la cuelgo del enrejado de la cancha. Viene un hombre de los que se habían juntado a ver el aterrizaje. Me pregunta si necesito combustible. No se le ocurre que soy argentino. Le doy la proclama y le digo: ‘Tome, entréguele esto a su gobernador’. Me subo al avión y vuelvo a Gallegos. Habré estado en Malvinas unos quince minutos." 

Cuando llegó a Río Gallegos, Héctor Ricardo García, el director de Crónica, empezó a jugar su papel. Crónica tenía la primicia. El título en letra catástrofe fue: "Malvinas: hoy fueron ocupadas". Ese día, 8 de septiembre de l964, no se habló de otra cosa. La Razón registró uno de los días de más bajas ventas de su historia. Su competidor llamó la atención e inauguró un estilo periodístico. Cuenta la leyenda que hasta ese día los diarios no aceptaban devoluciones, pero los canillitas presionaron tanto a La Razón para devolverle sus ejemplares que ese antecedente después modificó el negocio y la relación entre los dueños de los diarios y los repartidores. 

Al volver a Buenos Aires, en Aeroparque, los muchachos de Tacuara esperaban a Miguel. Lo subieron a un jeep y lo llevaron a dar vueltas por la ciudad, como a un héroe. Ese recibimiento y el festejo popular impidieron a la Fuerza Aérea suspender la matrícula de piloto de Miguel: fue solamente apercibido. 

Miguel busca la tapa de Crónica, y no la encuentra. No es de extrañar en un hombre que hizo lo que hizo y ni por un momento se lamentó de no tener una foto que hubiese registrado la hazaña. Miguel es un piloto solitario que ya dos años antes había hecho el primer vuelo sin escalas desde Nueva York a Buenos Aires. Ayer, cumplió ochenta años, y parecía satisfecho de la vida que ha vivido. 

Fuente: Página/12, 09/09/06

jueves, 25 de diciembre de 2014

El Antelope envenenado

La caza de un antílope

Magnífica foto tomada desde el Norland donde se observa a la HMS Antelope todavía con su helicóptero y el bombazo dejado por nuestro Héroe Luciano Guadagnini quien entregara su vida en dicho ataque

Fuente: Sapucay de Malvinas

miércoles, 24 de diciembre de 2014

VGM: Froilán Valenzuela

Dolor en la familia malvinera por el fallecimiento de Froilán Valenzuela, el ex combatiente de sonrisa ancha y fana de River
GUSTAVO LESCANOEl Litoral
 





Sus últimos años fueron el resumen de su vida y la de muchos ex combatientes: luchar hasta el final. En la mañana del viernes falleció Froilán Valenzuela, de 52 años y una dura posguerra que se agudizó por sus graves problemas de salud, frente a los cuales ganó varias batallas. Siempre con el apoyo incondicional de su mujer, Marta y sus dos hijos, Froilán luchó contra una complicada enfermedad que se hacía cada vez más pesada por los años de olvido a los que fueron sometidos los ex soldados al regreso de Malvinas.
Pero también siempre enfrentó la adversidad con sus dos principales armas: la familia y las sonrisas.
En el 2007, en vísperas del 2 de abril en que se cumplieron los 25 años de Malvinas, El Litoral entrevistó a Froilán y su esposa. En esa ocasión Marta señaló que el 2 de abril es “una fecha que despierta la sensibilidad, porque ellos no están bien reconocidos. Al contrario se los critica porque piden más ayuda”, afirmó para después insistir con énfasis en que “hay que reconocerlos como corresponde: ellos pelearon por nosotros, por mí, por vos, por él; por todos”, dijo la mujer en uno de los momentos más emotivos de la charla en su casa del barrio Quintana.
“Sonriente, aferrado a la vida, así se lo vio a Froilán en la despedida, pese a las graves dificultades y a la “inequidad” de la que habló su esposa”, concluía la entrevista.
Meses después (en octubre de 2007), para otra entrevista sobre la familia malvinera, el presidente del Centro de Ex Soldados Combatientes de Corrientes, José Galván, le entregó un obsequio a Froilán, una camiseta de su querido River.
Una amplia sonrisa retribuyó el regalo que se le hizo al fanático hincha de River: la camiseta oficial del club de sus amores.
Esta semana, la de River campeón, Valenzuela se fue luchando hasta el final. Y sus pares le rindieron homenaje el sábado pasado en el congreso de la Coordinadora Provincial de Centros de Ex combatientes desarrollado en Itatí.

martes, 23 de diciembre de 2014

Británicos capturados en las Georgias del Sur

Royal Marines capturados por la IMARA en Georgias

Infante de marina Argentinos juntan a los Royal Marine Británicos que habían desembarcado del HMS Endurance para combatir contra los nuestros en Georgias, la foto de la derecha muestra a los británicos posando antes del combate....la de la izquierda prisioneros después del combate..

Fuente: Sapucay de Malvinas

lunes, 22 de diciembre de 2014

Los comandos británicos observan el ataque aéreo argentino

El 45º Commando observa el ataque de la FAA

Británicos del 45º Commando de los Royal Marines en tierra, zona de San Carlos agachados ven como sus buques son atacados por la aviación argentina.

Sapucay de Malvinas

domingo, 21 de diciembre de 2014

Aniversario del choque naval anglo-alemán de la PGM

Británicos y alemanes conmemoraron la "Batalla de Malvinas"
A CIEN AÑOS DE LA PRIMERA GUERRA MUNDIAL.
El 8 de diciembre de 1914 se enfrentaron frente a las islas las flotas de estos dos imperios antes enemigos. Hoy fue feriado en el archipiélago y hubo desfiles.
Clarín

Las banderas de dos ex enemigos./GOBIERNO DE LAS ISLAS




Natasha Niebieskikwiat

Las banderas de Alemania y Gran Bretaña flamearon hoy juntas en las Malvinas para conmemorar los cien años de la llamada "Batalla de las Falklands/Malvinas", en la que se enfrentaron las flotas navales de estos dos viejos enemigos. Fue en los inicios de la Primera Guerra Mundial.

Hoy, como todos los años, fue feriado en el archipiélago. Pero el pueblo se volcó a la Bahía de la capital, donde hubo un servicio religioso y un desfile militar frente al monumento levantado en 1926/1927. Aviones de la Fuerza Aérea Real sobrevolaron este territorio de ultramar reclamado por Argentina desde la ocupación de 1833 y buques de la Armada del Reino Unido estuvieron apostados frente a las costas de Stanley.



La construcción del monumento tiene una curiosa historia porque implicó una larga y acolarada polémica entre el gobierno colonial, los lugareños que pedían que los materiales fueran locales y la entonces todopoderosa Falkland Island Company.

Hoy, según informó el gobierno kelper, familiares de los comandantes de Gran Bretaña como Alemania descubrieron un nuevo memorial de piedra levantado al lado del viejo monumento, en memoria de la Batalla de las Malvinas como de la de Coronel. Los isleños volcaron sus fotos a las redes sociales.



El 8 de diciembre de 1914 Gran Bretaña le asestó un golpe mortal a los alemanes con el hundimiento de dos cruceros acorazados, y dos cruceros ligeros. El imperio alemán perdió 1.870 hombres, entre ellos el vicealmirante Maximiliam Von Spee, y sus dos hijos. A Von Spee lo homenajearon poniendo su nombre en un poderoso acorazado alemán que se hundiría en las costas del Río de la Plata, frente a Montevideo, pero ya en la Segunda Guerra Mundial.



La batalla del 8 de diciembre de 1914 había comenzado cerca de las 9 de la mañana, en un día que los libros recuerdan radiante y con máxima visibilidad. Con ese victoria el imperio británico vengó su estrepitosa derrota del 1 de noviembre, frente a las costas de Chile en la llamada Batalla de Coronel. Gran Bretaña sufrió 1570 bajas y perdió dos buques de guerra a manos de la flota imperial alemana que guiaba Von Spee. Fue la primera derrota de la poderosa armada británica en más de un siglo.